martes, 2 de mayo de 2017

Floja corrida de García Jiménez en Sevilla

Por: Fenando Farfán

02 de mayo en 2017. Plaza de Toros de Sevilla. Novena corrida de abono. Dos figuras y un torero emergente anunciaba el cartel de la novena del abono maestrante. Tercera tarde de Morante de la Puebla en la feria y todavía no le sale el toro que necesita para poder expresar todo su sentir. Estuvo muy bien Miguel Ángel Perera  y Javier Jiménez, el rubio de Espartinas, justificó largamentesu presencia. Se lidiaron cinco toros con el hierro de Hernanos García Jiménez y uno de Peña de Francia. Todos de correcta presentación y sin darle mayores opciones a los coletas por su escasa casta, fuerzas justas y pocas ganas de embetir.

Morante de la Puebla anduvo como en lo que va de la feria muy dispuesto. Con el primero hizo soñar a los aficionados meciendo el capote como él sabe hacerlo. Sólo fue un espejismo porque el de Hermanos García Jiménez, aparte de no estar sobrado de fuerzas, acusó defectos. No se confió Morante con un toro tardo que no tuvo fijeza y que venía vencido. Eso sí, lo mató de gran forma. Su segundo manso en el caballo y débil de manos sólo él lo supo ver. Morante lo metió en la muleta tirando de técnica y en unas series cortas destapó el tarro de las esencias. Se gustó Morante por momentos corriendo bien la mano sacándole partido a un toro que no valía nada. Hubo dos naturales para enmarcar. Faena de premio que perdió por la espada.

El segundo de la tarde sorteado por Miguel Ángel Perera salió con el otro hierro de la casa y no fue mejor que los otros cinco. De salida ya marcó su querencia a la puerta chiqueros. El manso nunca quiso pelea. Salió siempre contario de los engaños y embistió sin ningún celo. Como se hace con los toros de esta condición fue pasaportado en la suerte contraria. Mucho mejor fue el que hizo quinto. Templadas fueron las verónicas de recibo y lucido el quite por gaoneras. El toro quedó crudo en el caballo, se movió en la muleta y soportó una faena larga. Perera le adelantó la muleta y lo llevó largo rematando las series con pases de pecho de pitón a rabo berriendo los lomos. Perera atacó al final con su toreo de cercanías. Faena templada y de dominio absoluto. Un bajonazo lo privó también de premio.

Javier Jiménez pese a su juventud anda muy puesto y con las ideas claras. Estuvo inteligente en la faena a su primero haciendo todo a favor del toro sin exigirle. Nula humillación y poca clase del tercero. Jiménez muy por encima de las condiciones de su oponente. El cierra plaza tuvo una embestida desigual. Protesta y suelta la cara. Aquí no tuvo opciones, pero dejó claro que es un torero que merece más oportunidades.
Foto: Arjona

No hay comentarios:

Publicar un comentario